enero 26, 2011

Empecé. Enrédense, quéjense, desvélense.

Esperé presente, esperé tenerte, desde verte te deseé,
eres el ser que veré en el frente, ¡qué hereje!

He de perecer, de merecer el deber de empequeñecerme en el quererte.
He de ver, verde de estremecerme, de entreverte.

Debes de quererme. Embellecerte, que cese el estrés de este ser demente.
Ser rebelde es menester.

Entenderme, prever, quererme el trece del mes tres.
Defender el envés de quererte. En vez de perderme, debes quererme.

De vez en vez, de mes en mes enternecerte.

Perecer entre leyes, leerme, ser entremés de este ente, mecerte entre veces,
beberme en trenes (he de verterme), vencerme en ver,
prenderte, encenderme, efervescer, verme en pequeñeces.

Crecer, tejer redes, tener ejes, ver el celeste.
Creer en el endeble presente de este querer, que en él te espejes, que te refleje.

Quererme, déjenme que me llene, que te queme,
que te bese, que llegues de repente, que me beses.

Tenerme, quererte.

Te querré, es ley. He de quererte.

Quererte, quererme, ser.

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Buen texto. Nach dijo que no intentáramos esto en casa, pero éste está bueno. Saludos.

    ResponderEliminar